logo


Estimulación Cognitiva

                               

 

La estimulación cognitiva es una técnica que usamos en neuropsicología para mantener y mejorar las capacidades mentales. Su uso está ampliamente recomendado por neurólogos y neurocientíficos de todo el mundo.

La estimulación cognitiva, en conjunto con la actividad física, forman parte indispensable de cualquier programa de tratamiento de adultos mayores que presenten deterioro cognitivo, y puede ayudar a aquellos con un envejecimiento normal a mantener activo el cerebro.

En general, podemos decir que se tratan de ejercicios diseñados para continuar la actividad mental cuando la persona ha abandonado otras actividades que tenían este mismo fin.

Por ejemplo, una persona que ha abandonado muchas de las actividades que antes realizaba como su trabajo o un pasatiempo, ahora puede realizar estos ejercicios para evitar que su cerebro se vuelva flojo.

Podemos decir que la estimulación cognitiva suple el ejercicio mental que antes realizaba la persona continuamente con todas sus actividades cotidianas y que por alguna razón ha dejado de hacer.

Cuando desees desarrollar una actividad de estimulación mental, no pienses en el deterioro cognitivo o en la vejez, piensa en la persona, muchas veces nos concentramos mucho en los déficits que presenta una persona o en su condición de adulto mayor, y por lo tanto excluimos algunas actividades que pensamos que no les serán atractivas solo por eso.

Por ello es mejor pensar en la persona con la que trabajarás, antes que anteponerle la etiqueta de viejo o enfermo. Esto es básico para realizar la estimulación cognitiva, debido a que el desempeño en las actividades puede varía según la motivación del participante. A mayor motivación, mejor desempeño.

Y desde luego, se encontrará más motivado a trabajar si los materiales y la actividad están relacionados con él y con su historia de vida.

Fuente: http://www.adultosmayoresqro.com/

 

 Actividad en el adulto Mayor

Es importante realizar actividad física a cualquier edad, pero especialmente al entrar en la tercera edad. El ejercicio mejora la calidad de vida de los mayores, pero con la llegada del verano y las altas temperaturas se deben extremar las precauciones en su práctica. Las personas de la tercera edad son más propensas a sufrir golpes de calor, puesto que su organismo no regula correctamente la temperatura.

Adaptar el ejercicio a la época del año, y en Grupo Amavir adaptan sus actividades para que los mayores puedan continuar durante los periodos de calor, practicando deporte y evitando la vida sedentaria.

Las actividades realizadas en verano se realizan siempre en salas climatizadas y acondicionadas, y siempre optando por ejercicios que no requieran un gran esfuerzo, como por ejemplo estiramientos, paseos, baile o ejercicio físico que no suponga un sobreesfuerzo.

Pero sin duda, los deportes estrella de este periodo son los realizados en las piscinas, como el aquagym o la natación. A la vez que las personas mayores realizan ejercicio disfrutan y se refresca con el agua.

Los paseos en verano deben limitarse a la primera hora de la mañana o última hora de la tarde, aprovechando los momentos en los que el sol tiene menos fuerza. De esta forma se evitarán los golpes de calor.

Es importante adecuar la actividad física al estado de salud de las personas mayores y no sobrepasar los límites de cada persona. Si observamos una sudoración excesiva o fatiga en la persona mayor, es importante parar el ejercicio e hidratar bien a la persona a lo largo de todo el día. Para ello no sólo es importante el consumo de agua, sino también de frutas y verduras en su dieta, que proporcionan un aporte extra de líquidos.

Fuente: https://www.cuidaralmayor.com/2017/08/mantenerse-activo-en-verano/

¿Cambios de piel en el Adulto Mayor?

 

 

El paso del tiempo es inclemente y hace que nuestros órganos pierdan su vitalidad. La piel no es la excepción, es donde resultan más notorias las arrugas y  la piel flácida.

La piel contiene receptores nerviosos que permiten percibir el tacto, el dolor y la presión, ayuda a controlar la temperatura corporal, el equilibrio de líquidos y de electrolitos. Te protege del medioambiente.

Con el paso de los años, la epidermis se adelgaza, la cantidad de células que contienen pigmento disminuye, ya que el colágeno que está en la dermis se va achicando y las fibras elásticas van disminuyendo su función.

La piel envejecida aparece, más pálida y traslúcida. Las manchas pigmentadas grandes, incluso las manchas por edad, hepáticas o lentigos, pueden aparecer en zonas expuestas al sol.

Las enfermedades más comunes de la piel en la tercera edad son:

Dermatitis.

Ocurre por entrar en contacto con sustancias irritantes contenidas en plantas, productos químicos de uso común, fibras sintéticas, metales de las joyas, así como por la acción de un medicamento o alimento.

Eccema.

Es un brote de ronchas rojas en diversas partes del cuerpo que genera comezón intensa, irritación, úlceras diminutas y descamación. Su aparición se relaciona con los efectos del sol, viento y miles de sustancias químicas que tienen contacto con la piel pero, sobre todo, en personas con piel seca.

Psoriasis.

Es una enfermedad crónica que se debe a la celeridad anormal con que se renuevan las células de la piel, cuya inmadurez para protegerla provoca engrosamiento, irritación y pequeñas escamas blancas.

Cómo cuidar tu piel:

·    Higiene correcta diaria con agua tibia. Utilizando jabones inodoros, de Ph neutro como los de avena, ya que quitan menos la grasa de la piel.

·    Secado correcto de la piel, sobre todo a nivel de los pliegues cutáneos, para evitar las maceraciones.

·    Aplicar una loción hidratante

·    Cuidado con los medicamentos o la exposición a sustancias químicas.

·    Evitar ropas de lana o de poliéster que puedan ser irritantes.

 

Fuente : www.centrodeladultomayor.com

15 razones a tener en cuenta para que las personas mayores consuman té verde

                            

La humanidad lleva más de 5.000 años disfrutando de esta bebida. En la actualidad es la segunda bebida más consumida del mundo después del agua. ¿Por qué será? Sabemos que hay diferentes tipos de té: blanco, negro, verde, rojo, etc. Pero es el té verde el que se ha converdito enestas últimas décadas como la bebida más popular a nivel mundial mundial. ¿Por qué será? Porque como dicen los sicólogos “no hay conducta sin motivación” y si se bebe tanto será por algo. En efecto el té verde tienes unas propiedades que debemos conocer y destacar:
1) Por su suave aroma.
2) Por su exquisito sabor.
3) Por sus eficaces beneficios para la salud.
4) Por poseer multitud de substancias que favorecen la salud.
5) Por las vitaminas C y E que contiene.
6) Por los minerales como el calcio, el sodio, el cobre, el fósforo, el magnesio, el selenio y, sobre todo, el potasio y el manganeso que conlleva.
7) Por las substancias estimulantes que contiene como la cafeína, la teína y la teobromina.
8) Por su efecto mprotector contra el cáncer.
9) Por ayudar a prevenir las enfermedades cardiovasculares.
10)Por regular el azucar en la sangre.
11)Por proteger de las infecciones víricas.
12)Por frenar el envejecimiento al combatir los radicales libres.
13)Por contribuir a la périda de peso.
14)Por prevenir las caries dentales.
15)Por la clorofila que contiene que ayuda a refrescar el alineto.

PROBLEMAS AUDITIVOS EN EL ADULTO MAYOR

Actualmente se vive en una sociedad llena de contaminación auditiva. Cada día son más las personas que presentan problemas de audición y se estima que cerca del 30% de la población de la tercera que vive en las ciudades tiene alguna deficiencia auditiva y es la tercera afección crónica después de las enfermedades cardiacas y de las articulaciones.

Sin embargo se puede hablar de la presbiacusia como la disminución de la capacidad auditiva debido al envejecimiento. No debe considerarse una enfermedad ya que esta disminución de la audición se debe al deterioro general que sufre el organismo a medida que vamos envejeciendo. Suele manifestarse a partir de los 60 años.

En todo caso, el deterioro de la capacidad auditiva en los Adultos Mayores supone una serie de características y situaciones que debemos tener en cuenta para que tanto la persona que no pude oír bien, así como sus familiares y su entorno puedan generar un ambiente lo más tranquilo posible, porque sabemos que una buena comunicación se fundamenta en escuchar correctamente.

Si el problema auditivo es severo puede generar en el Adulto Mayor un estado de aislamiento social y depresión ya que muchas veces no entiende lo que le dicen, las personas le hablan en un tono muy alto y repitiendo muchas veces lo que puede confundirlo y estresarlo.

Lo ideal es que El Adulto Mayor sea evaluado y diagnosticado por un especialista, quien definirá un tratamiento para su caso que pudiera incorporar algún audífono especial para amplificar el sonido o cualquier otra terapia que considere necesaria.

Es de suma importancia que la familia y las personas que conviven con el Adulto Mayor tomen conciencia de la situación para saber cómo llevar una mejor relación y si es necesario recurrir a algún especialista que asesore y haga recomendaciones para convivir con personas con déficit auditivo.

fuente: www.centrodeladultomayor.com

Hogar de Adultos Mayores ¿Cuando Buscar Uno?

¿Estás buscando una hogar para adultos mayores para ti o para algún familiar? Si es así, este post es para ti. Aquí tendrás 5 razones por las cuáles una personas debería mudarse a una residencia de personas mayores.

Una hogar de adultos mayores es una institución que se encarga de ofrecer servicios de atención 24/7, todo el día, todos los días. Cada vez comienza a haber más hogares o casas de retiro para adultos mayores independientes o con un deterioro leve de sus capacidades mentales. Por ello surge la pregunta ¿cuándo se debe mudar un adulto mayor a una centro Gerontológico? 

#1. Tiene una edad muy avanzada (de más de 80 años).

Cada vez la expectativa de vida es más amplia, ahora se vive mucho más tiempo y con mayor calidad. Por ejemplo, cada vez es más común escuchar de una persona que alcanza la edad de 100 años. Esta edad era prácticamente un milagro a comienzos del siglo pasado.

 Una vida tan longeva implica ciertas disminuciones físicas y mentales. Aparecen síndromes como la fragilidad y la pérdida de masa muscular que vuelven a la persona inestable y con un gran riesgo de sufrir una fractura o una caída. ¡Uno de cada tres adultos mayores que viven en su casa sufren una caída! Es por ello que a los adultos mayores muy viejos se les recomienda una residencia con vigilancia las 24 horas.

 

#2. Desea cuidarse a sí mismo de caídas y accidentes.

 Las personas adultas mayores pueden llegar a ser sumamente independientes, tanto que a veces no miden los riesgos de sufrir un accidente al salir solos, por ejemplo, en la Ciudad de México los adultos mayores son las víctimas más frecuentes de accidentes automovilísticos llegando a ser el 21.7%.

Es mejor mostrar autonomía como adulto mayor eligiendo por anticipado usar el servicio de una residencia, en lugar de tener que llegar a asilo de forma forzosa tras un accidente.

 #3. Quiere dejar descansar a quien lo cuida.

 O debería decir, a la cuidadora. Porque generalmente son las hijas quienes dedican más tiempo a cuidar de un familiar adulto mayor. Esta actividad puede desgastar física y emocionalmente, generando un síndrome de sobrecarga del cuidador.

Si el adulto mayor vive solo o ha pasado a vivir con una de las hijas, darle descanso a ella también es una gran opción para buscar el apoyo de una residencia de ancianos.

 

#4. Comienza a tener problemas de memoria y olvidos problemáticos.

La causa principal por la que se busca una residencia para personas mayores es por demencia. Es por ello que si se empiezan a presentar problemas leves de memoria es mejor actuar de prisa. Se estima que este tipo de deterioro cognitivo leve aparece en 7 de cada 100 adultos mayores.

 Si una persona presenta deterioro cognitivo leve pero es capaz de tomar decisiones por cuenta propia, debe poner manos a la obra para buscar una residencia que le guste para vivir y mantener un riguroso control de medicamentos, dieta y ejercicio tanto físico como mental.

 #5. ¡Busca disfrutar de la vejez!

 Es verdad que las personas mayores buscan una residencia porque presentan problemas de salud. Pero son aquellas con un envejecimiento normal o que tienen un buen control de su enfermedad las que pueden sacar el máximo jugo a estos servicios.

 Es una residencia el adulto mayor nunca estará solo, siempre tendrá actividades qué realizar y compartirá espacios para socializar y conversar con personas de su misma generación. Las residencias deben disfrutarse porque ¡Ser mayor es vivir a lo grande!

 

Fuente:http://www.adultosmayoresqro.com

Mayor Información:

317 5177835 -  3167517282

mercadeo@ruitoquecasamayor.org

Todos los derechos reservados Ruitoque Casa Mayor.Desarrollado por: Ventux.co Diseñado por: Gorila Creativo